• Jue. Jun 13th, 2024

Porvenir Digital

El mundo en tu mano

Tito Horford completa la lista de los próximos inmortales del deporte en San Pedro de Macorís

PorPorvenir Prensa

Sep 6, 2023
Compartir esta noticia

El Salón de la Fama del Deportista Petromacorisano culminó con la elección de los siete ciudadanos que serán inmortalizados el próximo domingo durante el Ceremonial de la Clase 2023.

La última elección recayó en Alfred -Tito- Horford, el primer jugador dominicano que jugó en la NBA, la mejor liga de baloncesto del mundo.

Tras completarse la matrícula de deportistas a ser inmortalizados, el presidente del Salón de la Fama, arquitecto Reymundo Gantier, manifestó que la organización del ceremonial está montada y que sólo se espera la llegada de la hora de inicio.

Recordó que el acto del XIII Ceremonial se celebrará en el auditorio Don Francisco Comarazamy, de la Alcaldía Municipal, comenzando a las 10:00 de la mañana.

“Con Horford ya ha finalizado el proceso de selección de los deportistas a ser inmortalizados este año”, manifestó Gantier, a través de un despacho de prensa. Tito es un inmortal del Pabellón de la Fama del Deporte Dominicano, al ser exaltado en 2018.

El próximo domingo también serán exaltados los ex peloteros Miguel Batista (ex lanzador de Grandes Ligas) y Luis -Chichí- Polanco (amateur), Robert Reyes, un ex miembro de la selección absoluta de levantamiento de pesas; Elisa Pérez y Santa Medina, ex integrantes de la selección nacional de atletismo y Juan Eric Yermenos (fallecido), elegido en calidad de propulsor.

Carrera de ‘Tito’

Alfred Horford Williams, nacido el 19 de enero de 1966 en La Romana, fue reclutado en la trigésimo novena posición del sorteo de 1988 por los Bucks de Milwaukee, franquicia con la que debutó ese mismo año, viendo acción en 25 partidos.

El pívot de 7,1 de estatura (2.16m) jugó apenas dos años con los Bucks, hasta la temporada de 89-90, y tras irse a reforzar en el baloncesto europeo, retornó a la NBA para accionar una campaña más con Washington Bullets (1993-94).

Con números discretos en el NBA, fue su actuación con la selección absoluta y su gran desempeño en el baloncesto local, sobre todo en el torneo superior del Distrito Nacional, lo que lo catapultó a la inmortalidad deportiva.

Tras disputar en 1985 el prestigioso McDonald ‘s All American, Tito fue reclutado por la Universidad de Louisiana State. Luego se transfirió a los Hurricanes de la Universidad de Miami, donde jugó dos temporadas en las que promedió 14.2 puntos y 9,3 rebotes por encuentro.

Estos registros lo catapultaron a la NBA con los Bucks, donde se desempeñó por dos temporadas, siendo uno de los últimos hombres en la rotación del entrenador Del Harris.

Al año siguiente se marchó a Europa, jugando primero con el AS Mónaco de la liga francesa y luego con el Majestic Firenze de Italia. Además, jugó para los Sioux Falls Skyforce, de la CBA, en 1993 y con Fontanafredda Siena, de Italia; y Garzas de Plata, de México.

En el basquet capitalino fue el centro por excelencia en el equipo del club Los Prados y también vistió las camisetas de San Carlos, Calero de Villa Duarte y de los Metropolitanos de Mauricio Báez, en el torneo nacional, en 2001.

Tito es el padre de la estrella de la NBA, Al Horford, mientras que otros dos vástagos suyos, Jon y Maira Horford, también basquetbolistas profesionales. Maira es miembro de la selección nacional de mayores.

Selección mayor

En cinco oportunidades, el centro de 7-1 de estatura estuvo representando a la República Dominicana a través de la selección nacional superior.

Debutó en 1986 durante los Juegos Centroamericanos y del Caribe en Santiago. En un cerrado triunfo ante Islas Vírgenes (70-68), el día 26 de junio, coló 12 puntos.

El Centrobasket de 1993, en Puerto Rico, constituyó su segunda parada en el equipo quisqueyano. En el encuentro frente a los boricuas, una derrota 96-85, encestó 12 tantos.

Ese mismo año estuvo con el seleccionado en el Premundial, también en Puerto Rico. En la serie clasificatoria fue el tercer mejor rebotero (9.3). En el revés ante Venezuela (85-78) terminó con 11 rebotes y cuatro bloqueos.

Integró el combinado para el Preolímpico de 1995 en Argentina. En su mejor presentación marcó 13 puntos, el día 16 de agosto, en una victoria 86-66 sobre Barbados.

Se despidió de la selección en el Centrobasket de 2001 en México. Su mejor partido se produjo el día 13 de julio cuando encestó 16 tantos en una derrota 81-78 ante Puerto Rico.

Sin embargo fue en el Campeonato Mundial Juvenil, celebrado en España en 1983, donde Tito ofreció sus encuentros más destacados con la camiseta nacional.

En la ronda de consolación de ese torneo terminó con cifras dobles en puntos y rebotes en los partidos contra China (14-16), Australia (12-10) y Uruguay (19-13).

Basket distrital

En el baloncesto superior distrital vio acción en 175 partidos con Naco, San Lázaro, Los Prados y San Carlos. Terminó con un promedio de 11.3 puntos, 1,282 rebotes y 389 tiros bloqueados (líder de por vida).

Ganó el campeonato en 1994 con Los Prados, fue el primer jugador en conseguir un triple doble en un partido y el único que ha repetido la hazaña.

El primero fue el 20 de septiembre de 1994 en el séptimo y decisivo partido de la serie final contra San Carlos. Los pradenses se alzaron con el triunfo 85-63 y Tito terminó con 12 puntos, 12 rebotes y 15 tiros bloqueados. Los bloqueos establecieron también una marca nacional.

El segundo se produjo del 11 de agosto de 1995 en el partido 36 de la ronda regular que resultó una derrota para Los Prados con anotación de 70-64 ante San Lázaro. En esa ocasión, Horford acabó el partido con 11 tantos, 11 rebotes y 11 bloqueos.

Pero el 26 de agosto de 1988, jugando con el equipo de San Pedro de Macorís en el Torneo Nacional ya lo había hecho. En esa ocasión terminó con 10 puntos, 11 rebotes y 11 bloqueos en una victoria 96-83 sobre Santiago.

Fue tres veces el mejor rebotero del baloncesto superior distrital. En el campeonato del totalizó 128 y promedio de 8.5. En 1996 repitió otro liderato, esta vez con 121 y average de 8.1 y logró cifra doble en el 97 cuando lideró el circuito con 91 y una media de 10.1.